#Música | #Crónica | Fernando Cabrera: un collage sonoro del Río de la Plata

#Música | #Crónica

Por Mariana Iglesias

Como cada enero Buenos Aires se convierte en una burbuja donde reina la calma, el tiempo es menos apurado, y las noches de Palermo huelen a jazmín.
En ese contexto idílico, Café Vinilo, presenta un ciclo que realza esa atmósfera con música.

Se trata de “Uruguayos en Vinilo”, un clásico muy esperado de los últimos veranos, que reúne una exquisita selección de los sonidos emblemáticos de la orilla izquierda del Río de la Plata, en clave de candombe, milonga, tango y canción.

El caso del compositor, guitarrista y cantante Fernando Cabrera (Montevideo,1956) es singular e inspirador porque cada año presenta un promedio de cinco funciones, a lleno, siempre impecables, siempre imperdibles. Quienes conocemos su trayectoria esperamos que Cabrera suspenda el tiempo y nos sumerja en una atmósfera donde la música es protagonista y las palabras trazan el puente. Y lo logra. Y qué bien lo hace.

50309664_335972270342859_9030736951128358912_n
Foto: Mariana Iglesias

Frente a una platea atenta, receptiva y intergeneracional, Cabrera hizo su magia y compartió una veintena de canciones que repasaron más de 30 años de trayectoria, a lo largo de aproximadamente una hora y media de concierto.
De esta manera, el músico comenzó estableciendo un arco entre la entrañable “Al mismo tiempo”, una canción que integra el disco Mateo&Cabrera (1987), un eslabón imprescindible en la música uruguaya, para continuar con un clásico de clásicos: “La casa del al lado”; el bloque cerró con una de las composiciones incluidas en último disco “432”, “Copando el corazón” logrando conformar una trilogía conceptual de apertura en la que deja en claro cómo nos quiere contar su trabajo, cuál es su lugar y cuál el nuestro.
Luego nos regala un viaje al pasado y vuelve a los comienzos con “Agua”, esa canción pegadiza y siempre vigente que contiene la frase más usada por músicos conquistadores: “tu pelo el mejor encordado que toqué con mis manos”.

50673174_369294820469705_3258850180081909760_n
Foto: Mariana Iglesias

Llega el momento de interpretar la trilogía de estreno y alli va tejiendo las historias que originaron “El trío Martín”, “Medianoche” y “Alarma”. El siguiente segmento, uno de los más celebrados de la noche, comenzó con una memorable interpretación de “Viveza” en la que Cabrera se valió unicamente de una cajita de fósforos y su voz, para generar un clima de gran intimidad.
El repertorio también contempló inolvidables como “La garra del corazón”, “Diseño de interiores” e “Imposibles”.Más tarde, el público contuvo con hidalguía las ganas de susurrar “Te abracé en la noche” y “Dulzura Distante”, dos composiciones que ya forman parte de la banda de sonido de unas cuantas vidas y que crearon un clima tan profundo como encantador y poético.

50721803_2259252547675422_940152642988933120_n
Foto: Mariana Iglesias

Al acercarse al punto cúlmine del espectáculo, el poeta nos bajó a tierra con “Malas y buenas”, que reza:“Llegó el experto de la emoción, trajo su canción como emblema.” No teníamos duda.
Un homenaje familiar al compás de “Buena madera” equilibró el bloque y una perlita nueva, “Oración”, fue delineando los últimos destellos del concierto.
Entonces Cabrera comenzó a despedirse y nos invitó a acompañarlo entonando su canción mas conocida, una de las piezas musicales mas bellas del cancionero rioplatense (y para esta cronista, una de las más conmovedoras de la música toda): “El tiempo está después”.
Y así nos quedamos acunados por una melodía conocida, querida y hermosa; aplaudiendo con toda la intensidad que habíamos contenido durante la velada.
Los bises no se hicieron esperar y nos regaló esa maravilla que es “Por ejemplo”, la segunda canción de Mateo&Cabrera, su trabajo discográfico en parceria con ese músico de músicos, inmenso e inigualable, que es Eduardo Mateo y que Cabrera cita en “Cancionero”, una pieza conformada exclusivamente de nombre propios, que quedó afuera de éste concierto pero que vale la pena mencionar y que funciona como una suerte de mapa musical uruguayo, convertido en mantra o en hoja de ruta imprescidible para diseñar un collage sonoro del Río de la Plata.

Darnauchans y Lazarof/ Dino, Drexler y Leo Maslíah/ Galemire, Olivera/ Rubén Rada, Jaime Roos/ Mauri, Ubal, Mariana Ingold/ Pepe Guerra, Carbajal, Fattoruso Braulio López/ Rubén Lena, Víctor Lima/ Viglietti el fogón anima/ Zitarrosa y al final/ Mateo cantando encima de su música abismal.
Café Vinilo: Gorriti 3780
www.cafevinilo.com.ar

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s